Chistes para Ancianos

Dos ancianos, marido y mujer, van a restaurante. El viejecito pide: 
- ¡De primero una sopita y de segundo un bistec a la plancha! 
- ¿Y usted, señora? -pregunta el camarero. 
- Para mí, al revés: ¡bistec a la plancha de primero, y después la sopita! 
- Pero ¿no sería mejor que los dos empezasen por la sopa y después se comiesen bistec?
 Los dos viejecitos sueltan un suspiro y le responden: 
- Sí, claro, pero hemos de hacer turnos... sólo tenemos una dentadura postiza para los dos...
Una viejecita va al hospital. La enfermera le da una hoja de papel y le dice: 
- ¡Señora, escriba aquí cuántos años tiene! 
- ¿Quiere que escriba mi edad? 
- Eso mismo. 
Viendo que la anciana vacila, la enfermera suspira y le dice: 
- ¡Escriba, señora, escriba, que cuanto más tiempo pase, más empeorará la situación
Era un pareja, ya muy mayores ellos que estaban haciendo el amor o al menos intentándolo hacer. La cama era muy vieja y chirriaba tanto que ella dice: 
- Mariano, por Dios, ¿podrías echar 3 en 1? 
- Bueno bueno, Josefa, primero a ver si puedo con este... 
Página 1 2