CHISTES CRUELES

chistes crueles

En el programa de televisión:

- Y la próxima vez le dirá cómo con un boli y prueba de embarazo pueden poner su amigo muy nervioso...

chiste cruel

- ¡Peter, quiero sexo! ¡Tengo muchas ganas! ¡Por lo menos dos horas! ¿Puedes dos horas?

- Yo, ¡por supuesto!

- ¿Y puedo hacerte una pregunta atrevida? ¿Estas gritando durante el sexo?

- Sí, Lucy, de horror...

- ¿Por qué?

- Porque termino después de medio hora,  y hasta el final de sexo quedan una hora y media.

chistes crueles

En París, un caballero decidido pasar un buen rato, se puso en un taxi, que lo lleva una chica joven.

- Llévame en un burdel barato.

- ¡Monsieur, que ya está en él!

chistes crueles

De repente, una mujer corre a fuera de la sauna y le dice al supervisor:

- ¡He sido tocada de manera inapropiada!  El director trata de consolar y tranquilizar la mujer, durante sale otra y también dice que ella también había sido tocada de manera inapropiada. El hombre todavía está tratando de consolar a las dos mujeres llorando, cuando una tercera salga y anunció también sollozando, que he sido tocado de manera inapropiada. Entonces el decide a ver que está pasando ahí. De repente ve un hombre que se arrastran por el suelo.

- ¿Qué estás haciendo aquí? - lo pregunta.

El hombre responde:

- He perdido mis gafas y mi peluca. Las gafas no las puedo encontrar, pero el peluquín lo tenía tres veces en mi mano!

chistes crueles

Avión despegando. Después de unos minutos hace un cambio del sentido y aterrizó en el aeropuerto. Después de una hora de estacionamiento el avión despega de nuevo.

Uno de los pasajeros le preguntó a la azafata:

- ¿Qué pasó?

- Bueno, el piloto estaba preocupado por un extraño ruido del motor izquierdo y volvió.

- ¿Y qué, ahora han arreglado el motor?

- No, por una hora hemos encontrado un piloto mas valiente.

chistes crueles

Solicitud por escrito del pe#e: Por favor aumente el sueldo de mi trabajo por las siguientes razones:

- Mi trabajo es solo físico.

- Trabajo en profundidad.

- En el trabajo me tiro con la cabeza adelante.

- No me pagan para trabajar durante las vacaciones.

- Yo trabajo en un ambiente con clima adverso.

- Mi área de trabajo tiene temperatura y humedad alta.

- Mi lugar de trabajo es muy oscuro y falta de ventilación.

- Yo trabajo con un riesgo continuo de las enfermedades profesionales.

 

Respuesta de la Administración:

Tras el examen de la aplicación y el estudio cuidadoso de su argumento, la administración ha decidido rechazar su reclamación por las siguientes razones: - Usted no trabaja por ocho horas al día.

- Usted queda dormido en el trabajo.

- No siempre realiza las instrucciones del administrador.

- A veces entras en cuartos que no se destinen para usted.

- Después del trabajo, deja sucio su sitio de trabajo.

- No sigue las instrucciones de seguridad (por ejemplo, no usa ropa de protección).

- Se pensiona antes de alcanzar la edad de jubilación.

- No le gusta que trabaja dos turnos seguidos.

- Dejando a menudo el lugar de trabajo antes de cumplir con la norma.

Y si todo lo que hemos dicho hasta ahora es poco, tenemos que informar que le han detectado en varias ocasiones llegar y salir del lugar de trabajo con dos maleteros, con contenidos desconocidos.

chistes crueles

Un hombre entra en un sex shop:

- Quiero una mujer inflable...

El vendedor:

- Oh, acaba de llegar el nuevo modelo simplemente elegante con todo el realismo de cuerpo, gemidos, arañazos, mordidas ... ¡no te arrepentirás!

Al día siguiente, el hombre regresó y la devuelve.

El vendedor: - ¿Qué pasa?! ¿No gime?

- Bueno, si...

- ¿No muerde?

- Sí, araña y muerde...

- Bueno, ¿entonces qué?

El hombre casi llorando:

- No me da...

chistes crueles

En el tren huele terrible. Un hombre se volvió hacia la persona que está sentada a su lado:

- Señor, creo que usted ha hecho pedo... - Yo también lo pensé...

chistes crueles

Al igual que en la historia  un hombre atrapado el pez de oro y decidió liberarlo.
En agradecimiento el pez le ofreció un deseo.
- No sé lo que quería. - dijo el hombre. - Tengo todo, una linda casa, un buen trabajo y una bella esposa. ¿Qué más podría querer de la vida ...?
- Y sin embargo te concederé lo que quieras.
Ha pensado  el hombre y decidió finalmente:
- Quiero cuando hacemos sexo con mi mujer que terminamos en mismo tiempo.
- ¿Estás seguro de que lo  quieres? - pregunto el pez de oro.
- No se otra cosa que me faltan. - respondió el hombre.
Dicho y echo. Por el camino de la casa el hombre ha terminado tres veces.

chistes crueles

Llamada en un radio:

- ¿Puede una persona contagiar  SIDA de una picadura de mosquito?

La radio dijo:

- Se puede, pero hay maneras mas agradables. . .

1 (º|º) 2 ª!ª 3 0|ª 4

Pagina 4